top of page

Hidratación y limpieza del medio de siembra

Actualizado: 19 dic 2022


Dos morritos de cascara de pino patula picada, el del lado izquierdo seco y el de la deracha humedo
Sustrato de pino patula seco y humedo

¿Por qué resembramos una orquídea? Resembramos una orquídea por múltiples razones, como por ejemplo, porque el medio actual ya está descompuesto y la planta nos está mostrando, con las puntas de las hojas negras o quemadas, que ya es hora de replantarla, bien porque ha crecido mucho y ya es tiempo de pasarla a una matera o pote más grande, o porque queremos partir la planta en varias más pequeñas para tener más de la misma o para regalar un pedazo a un amigo o colega.


Debido a que la resiembra es una operación permanente entre los aficionados o "enfermos" por las orquídeas, es necesario preparar muy bien el medio o sustrato antes de utilizarlo. Cuando nos referimos a medio de siembra o sustrato, hablamos específicamente de los trozos de corteza de pino pátula (Pinus patula), muy utilizado en Colombia en reforestaciones para la producción de pulpa de papel y, en menor medida, de madera.


Como el medio de siembra viene muy seco después de la recolección en las reforestaciones, se debe hacer un proceso de hidratación y limpieza, con el fin de que al utilizar dicho medio en la resiembra este ya se encuentre húmedo, libre de taninos, gomas y materiales finos.


Todo medio de siembra o sustrato debe hidratarse sumergiéndolo en agua en un recipiente por ocho días, de los cuales, día de por medio, se debe cambiar el agua, es decir, en el día dos, en el día cuatro y en el día 6. Al final del día 8 estará listo para su uso. Cabe anotar que, el agua que se cambia sale de un color café claro, como un té, debido a los taninos.


También debemos asegurarnos que nos deshacemos de todas las partículas pequeñas (polvo) que quedan en el fondo del recipiente. Entre cada cambio de agua es necesario revolver el medio o sustrato de vez en cuando para evitar que los pedazos que están en la parte superior también se hidraten.


Una vez el medio esté hidratado este puede ser mezclado con la piedra caliza limpia, si es el caso.


Puesto que lo más seguro es que no vamos a consumir todo el medio en un mismo día, este se debe mantener hidratado rociándolo con un poco de agua para que no pierda la hidratación inicial. Por ningún motivo debemos dejar el medio sumergido en agua indefinidamente, pues al tratarse de material orgánico, se creará un ambiente propicio para el crecimiento de bacterias.


Ahora, ¿por qué no se debe usar el medio de siembra o sustrato antes de hidratarlo y limpiarlo? Primero, porque en el medio seco la planta recién resembrada se va a demorar más tiempo para establecerse, segundo, porque los taninos son tóxicos, y por último porque los finos o residuos retienen más agua y podrían taponar los agujeros de drenaje de las materas o potes, evitando una buena aireación de las raíces.


La forma de diferenciar el medio no hidratado y el que sí lo está, es su color, el primero tiene color café claro (izquierda) y el segundo café oscuro (derecha) como se puede ver en la foto de abajo.







235 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page